Opinión | 10/11

A tener en cuenta

¿Qué son las relaciones sexuales coercitivas?

No naturalices la coerción sexual.

Por Elizabeth Schulz

Las relaciones sexuales coercitivas son una forma de violencia sexual que utiliza la presión psicológica a través de la insistencia, el chantaje emocional, las amenazas de abandono o el acoso sexual llevado a cabo por medio de caricias no deseadas, insinuaciones por medio de gestos, roces o apoyo de genitales.

En muchos casos las mujeres acceden a mantener relaciones sexuales ante la insistencia de sus parejas para poner fin a la presión o para evitar reproches, humillación, sentimientos de culpa, miedo a algún tipo de castigo o represalias.

Este tipo de violencia sexual esta naturalizada e invisibilizada tanto por sus víctimas como por la sociedad, dado que desde hace muchísimos años el derecho al consentimiento sexual de las mujeres fue y sigue siendo un derecho vulnerado.

¿Qué podes tener en cuenta si sospechas que sufrís o sabes de alguna amiga que sufre este tipo de violencia sexual?

  • Si el consentimiento no se dio de manera libre y voluntaria, hay coerción sexual.
  • Si prácticas sexuales tales como; sexo oral, sexo anal, utilización de juguetes eróticos u otros objetos, participación en tríos, intercambio de parejas, prácticas sexuales alternativas u otros, no fueron consentidas de manera explícita, voluntaria y entusiasta, hay coerción sexual.

¿Cuáles son las consecuencias de las relaciones sexuales coercitivas?

Estos abusos sexuales provocan en las mujeres una serie de consecuencias psicológicas y físicas que muchas veces no consultan porque no asocian los síntomas con estos abusos.

  • Las consecuencias psicológicas pueden ser, baja autoestima, ansiedad, tristeza, enojo, crisis de angustia, crisis de ansiedad, depresión e introversión profunda (Krahé, Waizenhöfer & Möller, 2003).
  • Entre las consecuencias físicas se suelen encontrar, disfunciones por dolor (vaginismo, dispareunia), infecciones de transmisión sexual, laceración vaginal o anal, lesiones genitales por el traumatismo de la penetración.
  • En algunos casos hay consecuencias en la respuesta sexual, como la falta de deseo, disfunción de la excitación y del orgasmo.

¿Qué tenés que saber para evitarlas?

Para evitar las relaciones sexuales coercitivas y sus consecuencias es importante que tengas en cuenta el valor del consentimiento sexual y de la asertividad sexual. Te cuento la importancia de ambos para que los tengas presente siempre.

Consentimiento sexual

  • El consentimiento sexual implica permitir de manera explícita, libre y voluntaria, la realización de prácticas sexuales sin presión, manipulación o influencia de drogas o alcohol.
  • Éste debe ser reversible, o sea, podes cambiar de opinión sobre la voluntad de mantener relaciones sexuales con alguien en cualquier momento y retirar el consentimiento. Incluso si es la pareja de hace mucho tiempo, si ya se estuvo de acuerdo, si lo han hecho antes, o incluso durante la relación sexual.
  • También debe ser informado, lo cual significa que sólo se puede consentir algo si se conoce de manera completa cual es la propuesta.
  • ¡¡¡Que sea entusiasta, vos mereces disfrutar!!! Y no olvides que la propuesta tiene que ser específica, por ejemplo, decir que sí a los besos no significa que hayas dado tu consentimiento para tener una relación sexual. ¿Cuántas veces evitas dar un beso por temor a que interprete que deseas tener relaciones sexuales? Seguramente muchas!!!

Asertividad sexual

Es la capacidad que algunas personas han desarrollado o no, para iniciar alguna actividad sexual o rechazar la misma si no es deseada. Otros autores, indican que es la capacidad para decir de manera clara y precisa, lo que nos gusta o no, lo que deseamos o no sin sentir miedo o culpa.

Tu no, cuando es no que sea contundente.

La baja asertividad sexual puede ser un factor de riesgo en los casos de manipulaciones coercitivas para lograr el encuentro sexual, por eso te sugiero que tengas muy en cuenta que es importante que logres desarrollar esta habilidad.

Acordate: la asertividad sexual cumple un papel fundamental en la respuesta sexual humana y es clave en el consentimiento sexual.

Te deseo todo el placer que mereces.

COMENTARIOS